Chaleco de Electroestimulación

Chaleco de Electroestimulación

CHALECO DE ELECTROESTIMULACIÓN

 

La chaleco de electroestimulación no es algo nuevo. Hace miles de años ya se dieron cuenta de las propiedades de la electricidad para excitar la contracción muscular.

Para entender esta tecnología del chaleco de electroestimulación, tenemos que remontarnos unos cuantos años. Allá por el año 600 a.C., Takes de Mileto era considerado un gran filósofo. Estando con sus discípulos observó que al frotar el ámbar con su vestimenta conseguía atraer otros cuerpos, como paja, plumas, etc. En ese momento descubrió el poder del rozamiento de un material con otro… Fue el descubrimiento de la electroestática, de la electricidad. Pero no solo eso, sino que también algunos cuentan que utilizaba la descarga eléctrica producida por el pez torpedo para el tratamiento de algunas artralgias. Los egipcios también usaban el pez gato para diferentes tratamientos por sus capacidades paralizantes.

 

Más tarde, en el siglo III d.C., Galeno también se introdujo en la electroterapia, comparando los efectos producidos por estos peces eléctricos y lo que llamamos ahora crioterapia. En pleno renacimiento Gilbert fue el que sentó las bases y la terminología de la electricidad, y unos años después Otto von Guericke inventó la primera máquina eléctrica. El gran salto científico se produjo a mediados del siglo XVIII con el invento de Von Kleist y Van Musschenbrock: la botella de Leyden. Esta botella permitía almacenar y transportar la electricidad. Ya entonces la energía eléctrica producida por máquinas comenzó a sustituirse a la de los peces como método terapéutico: Edward Brancroft usó las chispas generadas de la botella de Leyden para efectos terapéuticos, con pacientes que padecían gota, parálisis, dolores de cabeza y fiebre.

 

En el siglo XIX Faraday descubre la inducción eléctrica y la incorpora en la terapéutica. A pesar de todos los avances que se estaban produciendo, a finales del siglo XIX la electroterapia cae en desuso tras las críticas encabezadas por Moebius.

 

No es hasta los años 80 del siglo XX que vuelve a retomar auge la electroterapia, pero 20 años antes el profesor Kotz se dio cuenta cómo las corrientes rusas (o corrientes Kotz) eran capaces de ayudar al rendimiento deportivo y favorecer, incluso, el trofismo muscular. Por aquel momento la electroestimulación para el entrenamiento se empleaba con corrientes incómodas. Poco a poco se fue mejorando, hasta que en 1996 Compex sacó el primer electroestimulador portátil pensado para el deportista.

 

En las últimas dos décadas la ciencia ha ido aportando conocimientos sobre la aplicación de la electroestimulación neuromuscular para el ejercicio físico, y a su vez los aparatos han ido mejorando en comodidad y tecnología.

En Ánimae disponemos lo último en tecnología de electroestimulación, nuestro sistema sin cables da al cliente una mayor movilidad y comodidad. Pudiendo realizar diferentes ejercicios por todas nuestras salas de entrenamiento y la zona exterior. Uno de los aspectos más importantes del chaleco de electroestimulación es su aplicación para la recuperación de lesiones.

 

Beneficios del chaleco de electroestimulación

  • Es una técnica útil a nivel deportivo y terapéutico

  • Contribuye a la vertiente estética

  • Ayuda a reducir los niveles de grasa corporal y la celulitis

  • Mejora la elasticidad, fuerza y velocidad

  • Previene las lesiones, ya que no se produce el impacto sobre las articulaciones

  • Recupera las lesiones rápidamente

  • Se consiguen los objetivos más rápidamente

  • Se pueden hacer ejercicios específicos de cualquier deporte, por ejemplo, del running, tenis, etc

  • Produce una activación del metabolismo quemando grasas para obtener energía

  • Se puede realizar un esfuerzo prolongado con una intensidad media

  • Las células grasas se descomponen, liberando ATP al torrente sanguíneo

  • Elimina líquidos

  • Mejora la circulación en general

  • Mejora las respuestas cardiovascular y metabólica en personas con enfermedad metabólica, ya que afecta al metabolismo de la glucosa

  • Reduce el estrés

  • Aumenta la masa muscular y ayuda a definir

  • Se trabaja la musculatura de manera intensa. Se activan más fibras en el ejercicio combinado la electroestimulación y el ejercicio activo

  • Eleva glúteos y reduce caderas

  • Aumenta la condición física y mejora el rendimiento

  • Aumenta el consumo de calorías posterior a la electroestimulación

  • Previene la osteoporosis

  • Produce una mayor profundidad de activación del tejido conjuntivo

  • Reduce el dolor de espalda y recupera la musculatura

  • Ayuda a la recuperación postparto y aumenta el tono del suelo pélvico

  • Consigues una piel más tersa y firme

 

MIRA EL VIDEO DE EL CHALECO DE ELCTROESTIMULACIÓN

https://www.youtube.com/watch?v=7scoU01pX-Y

 

 



Abrir chat